BAE

La devaluación muestra sus primeros síntomas en la inflación de bienes primarios

Mariano Boettner
@MarianoBoettner
mboettner@diariobae.com

Los precios mayoristas comenzaron a mostrar los primeros síntomas del traslado a precios de la devaluación de agosto. Los precios de los productos agropecuarios al por mayor, que están más influidos por el tipo de cambio, aumentaron un 3,8%, el doble que el índice mayorista general. Según el IPC nacional de agosto, los alimentos aumentaron a ritmo de 2,1%, un punto más que en el mes anterior.

Los bienes primarios tuvieron un ritmo de inflación de 3,2%, por energía y agropecuarios

De acuerdo a los analistas, los índices mayoristas publicados ayer por el Indec confirman que si bien es claro el proceso desinflacionario, no sucede a la velocidad que necesita el Banco Central y que el traslado a precios de la devaluación de julio y agosto “todavía está bastante controlada”. En lo que va del año, el Índice de Precios Internos al por Mayor aumentó 12,4 por ciento. La suba de los precios mayoristas estuvo impulsada por un incremento del 3,2 por ciento en los productos primarios; 1,6 por ciento en manufacturados; 1,7 por ciento en los importados. El alza no fue mayor por el retroceso del 0,4 por ciento en la energía eléctrica. En relación a agosto del año pasado, la energía eléctrica aumentó 71,1 por ciento; los productos importados, 12,2 por ciento, y los manufacturados, 18,6 por ciento.
Los insumos primarios son los que mostraron síntomas del ajuste en el tipo de cambio. El ritmo inflacionario de los productos agropecuarios duplicó el índice general, mientras que otros insumos como petróleo y gas también estuvieron por encima del indicador general (2,7%). “Los precios mayoristas tienen mucho de insumo en comparación del IPC. La devaluación a los bienes transables les pegan casi inevitablemente a menos que sea compensada con un movimiento del precio internacional. Para el pass-through igualmente uno piensa más en los bienes no transables”, consideró Gabriel Caamaño, economista de la Consultora Ledesma. “Por el lado de los productos importados el traslado de precios fue bastante controlado, de 1,7%. Pero el ritmo de suba de los productos agropecuarios, que en buena parte tienen insumos que se exportan, explica en gran parte la suba de los precios mayoristas”, analizó en tanto Federico Furiase, del Estudio Bein.
De todas formas, consideran los analistas, el traslado a precios todavía es “acotado”: “en términos generales el traslado a precios de la última devaluación no es muy notorio frente a la señal de tasa de interés del Banco Central en el mercado secundario de Lebacs”, dijo Furiase.
Respecto a la información que dio el índice mayorista para la inflación general próxima, Caamaño consideró que “en el largo plazo es cierto que no puede haber una divergencia sostenida entre precios minoristas y mayoristas. En el corto y mediano plazo puede pasar porque en el medio tenés otra cosa como por ejemplo los márgenes de los distintos eslabones. Entonces una suba en el precio de los insumos no necesariamente se traslada, por condiciones de demanda o por la política contractiva, si vos tenés margen podés absorberla, pero cuando no tenés más margen lo tenés que trasladar a precios”.

Construcción: 21% en 2017
El costo de la construcción aumentó durante agosto el 1,1%, con alzas del 2,2% en materiales; de 0,8% en mano de obra, y de 0,7% en gastos generales.

En lo que va del año, la suba acumulada fue del 21% con un crecimiento del 31,9% en los gastos generales vinculados a los servicios que se dan en la construcción; 23,6% en mano de obra, y de 14,3% en materiales.

Durante agosto se observaron los mayores aumentos en instalaciones sanitarias y contra incendio, con 4,3%; vidrios, con 2,9%, e instalaciones de gas, con 2,8%, entre otros.

El costo del metro cuadrado en la construcción de edificios aumentó un 1,3% en agosto respecto de julio último y un 0,1% en la de viviendas individuales, efectuando la misma comparación.
Ir a la fuente…

Comments are closed.

Powered by: Wordpress