El vicepresidente brasileño insinúa que Bolsonaro puede cambiar al canciller

En la imagen, el vicepresidente de Brasil, Hamilton Mourao. EFE/Joédson Alves/Archivo
En la imagen, el vicepresidente de Brasil, Hamilton Mourao. EFE/Joédson Alves/Archivo
(Joédson Alves/)

Brasilia, 27 ene (EFE).- El vicepresidente de Brasil, Hamilton Mourao, insinuó este miércoles que el mandatario Jair Bolsonaro puede concretar en breve una reforma ministerial y que el canciller, Ernesto Araújo, estaría entre quienes deban abandonar el Gobierno.
Mourao explicó que esos cambios en el gabinete pueden ocurrir después de la elección de las nuevas autoridades del Parlamento, que está prevista para el próximo lunes y que pudiera llevar a una nueva recomposición de la base oficialista en las cámaras legislativas.
“Creo que, en un futuro próximo, después de las elecciones de los nuevos presidentes de las cámaras, puede haber una reorganización del Gobierno para que sea acomodada la nueva composición política que saldrá de ese proceso”, declaró en una entrevista con la radio Bandeirantes.
Mourao indicó que, en el marco de esa reestructuración, “algunos ministros serán cambiados” y citó entre ellos a Ernesto Araújo, al frente de la cartera de Relaciones Exteriores desde que Bolsonaro asumió el poder, en enero de 2019.
Sin embargo, aclaró que no ha conversado con el mandatario sobre ese asunto y también subrayó que la decisión sobre cualquier cambio en el gabinete le compete “exclusivamente” a Bolsonaro.
La posible destitución de Araújo, diplomático de carrera pero muy alineado con el ideario de ultraderecha de Bolsonaro, es objeto de las más diversas conjeturas desde mediados del año pasado, cuando sus posiciones ideológicas frente a la pandemia de covid-19 causaron algunos roces con China, el principal socio comercial del país.
En varias ocasiones, Araújo calificó a la covid-19 de “virus chino”, llegó a tildarlo de “comunavirus” y hasta insinuó que las autoridades de Pekín habían ocultado inicialmente la enfermedad.
También el año pasado generó fricciones con su declarado apoyo a la frustrada reelección de Donald Trump como presidente de Estados Unidos, una posición que también mantuvo Bolsonaro, que fue uno de los últimos mandatarios en reconocer la victoria de Joe Biden.
Asimismo, respaldó de alguna manera las denuncias de fraude que, sin prueba alguna formuló Trump, todo lo cual ha llevado a sectores parlamentarios, incluso afines al Gobierno, a considerar que Araújo ya no es un interlocutor apropiado ante los Estados Unidos.

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on email
Email