Macron: “Nos hemos convertido en una nación de 66 millones de fiscales”

EFE/EPA/YOAN VALAT
EFE/EPA/YOAN VALAT
(YOAN VALAT / POOL/)

París, 22 ene (EFE).- El presidente de Francia, Emmanuel Macron, volvió a generar polémica este viernes tras un nuevo reproche a los franceses, a quienes acusó de actuar como fiscales buscando el error de los demás, en lugar de dedicarse a investigar e inventar, aun a riesgo de equivocarse.
Durante un discurso dedicado a la estrategia sobre las tecnologías cuánticas, Macron cargó este jueves contra lo que llamó “la desconfianza francesa” mediante la “búsqueda incesante del error”.
“Nos hemos convertido en una nación de 66 millones de fiscales. No es así como se afrontan las crisis ni se avanza. Todo el mundo comete errores todos los días. El que no lo hace es el que no busca o no hace nada, o hace mecánicamente lo mismo que el día anterior”, añadió.
A su juicio, Francia necesita “hombres y mujeres que buscan, que tienen la capacidad de inventar y de equivocarse. Para corregir lo más rápido posible y mejorar. Es eso, también, lo que hace grande a una nación”.
Sus palabras han tenido rápidamente una lectura política en un ambiente marcado por la crisis del coronavirus y por la gestión de su Gobierno, escrutada por los cambios de dirección en la doctrina sobre las mascarillas, las restricciones para contener la epidemia y, en las últimas semanas, la campaña de vacunación.
Desde la oposición, la líder de la extrema derecha, Marine Le Pen, no se privó de replicar a quien le venció en la segunda vuelta de las presidenciales de 2017: “Con virus o sin virus, al menos una cosa no cambia: la propensión de Emmanuel Macron de vilipendiar a los franceses por activa y por pasiva”.
Le Pen insistió en Twitter en que, “en democracia, ser responsable ante el pueblo no es una atadura terrible. Es simplemente la base de los principios que nos deben guiar”.
Macron también recibió críticas desde la izquierda: “Estamos en una situación extremadamente difícil. Los franceses están haciendo muchos esfuerzos; hay mucha angustia y el presidente les echa la bronca. No está a la altura de su responsabilidad”, dijo este viernes en el canal France 2 el eurodiputado ecologista Yannick Jadot.
En una línea similar, el diputado conservador Eric Ciotti, de Los Republicanos (LR), consideró que “Macron tiene un problema con el pueblo. La crítica de los franceses a su acción no es la de los fiscales, sino la de ciudadanos ilustrados y libres. El espíritu republicano es también aceptar la crítica popular”.
No es la primera desde su elección, hace más de tres años y medio, que el joven jefe del Estado, de 43 años, ha lanzado pullas a sus compatriotas.
En agosto de 2018, en Dinamarca, ironizó sobre el carácter del “galo refractario al cambio”, y un año antes había dicho que los franceses “odian las reformas”. Unas reformas que estaban muy alto en su programa electoral y que, desde hace ya casi un año ha tenido que dejar congeladas por la crisis de la covid.

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on email
Email